Plan de Branding Personal, Ser o no Ser

Si eres un profesional o especialista en algún campo seguramente has escuchado de algún colega o un de un experto, las siguientes palabras “debes posicionarte” o debes crear tu propia “marca personal” u otro la creará por ti.

Bien a estas alturas no es novedad que el branding personal o el marketing personal sirve indefectiblemente para crear tu propia marca resaltando tus fortalezas y creando un imagen positiva, amigable, confiable para que tu valor profesional aumente y seas considerado por los demás luego contratado, esa es la idea general, pero todo dependerá de tus objetivos que tú mismo predetermines.

Crear una Marca Personal reconocida necesitará de  los tres factores inevitables, tiempo, esfuerzo, pasión y algo de dinero, pero, al final, siempre es recibes la recompensa. Te puede llevar tres meses o tres años, o tal vez más. Pero si trabajas cada día en dirección hacia tus objetivos, tus esfuerzos se verán recompensados con creces.

Puedes pensar que todo esto es demasiado trabajo y seguir haciendo lo que has hecho siempre, (con lo cual como dije al principio, esto no quita que hablen de ti bien o mal en el espacio digital) o puedes dedicar parte de tu tiempo a hacer algo que aumente tus posibilidades profesionales.

Del pensamiento de A. Pérez y de mi propia experiencia te comparto algunas sugerencias sencillas para ayudarte a crear tu plan de Branding o Marca Personal:

  1. Encuentra una razón motivadora. Se algo egoísta ¿cuánto? lo justo y necesario no más. La motivación debe convertirse en auto motivación día tras día. Desarrolla tu visión personal de dónde quieres estar, no te basas en razones externas el empuje se acabará cuando soluciones el problema.
  2. Decide a qué  te quieres dedicar. Trata de ser concreto, cuanto más específico seas mejor, así más fácil será alcanzar el objetivo que te propongas.
  3. Analiza tu situación inicial. Piensa en tu trabajo como en un producto y en ti como en una empresa. Cuando analices como estás y como has llegado hasta ahí, te darás cuenta que eres mucho más importante de lo que te están haciendo pensar. En tu vida has hecho muchas más cosas que las que aparecen en tu curriculum.
  4. Diseña un plan. Este es el punto de partida de todo proyecto, escribe en un papel tus objetivos. La planificación consiste en encontrar las metas y tu estrategia será realizar acciones  que te van a llevar donde quieres estar. Personas que debes conocer, cosas que debes aprender, recursos que debes conseguir,… etc.
  5. Aleja los miedos. Esta es la parte más difícil, y es el momento en el que debes mandar a pasear cualquier pensamiento que te aleje de tu objetivo. El miedo, la pereza, la vergüenza, los complejos, el perfeccionismo y  tu pero enemigo… tú mismo. Todo esto te paraliza y lo demás solo son excusas. Vales mucho más, mucho más de lo que crees.
  6. Diseña tu producto.  nadie regala nada,  ponte a pensar para que sirve lo que sabes, lo que haces, o lo que vendes, que eres capaz de ofrecer por lo que alguien esté dispuesto a pagar. No somos nuestro título o lo que hayas estudiado, eres tú mismo. ¿Una pregunta importante cuanto te pagarías si tuvieras que comprarte a ti mismo?
  7. Si no lo tienes, lo buscas. nadie nació sabiendo, yo soy he sido profesional de la Arquitectura y me también me dedico a hablar de Marketing y Branding Personal, pero al final, si sabes lo que quieres, si sales de la caja… aprendes cosas nuevas y pueden llegar a ser apasionantes. Lee nuevos libros, conéctate con gente que sabe del tema, relaciónate con nuevos amigos, busca mentores, haz networking, invierte en ti dedica tiempo y dinero
  8. Descubre tu etiqueta. No basta con ser bueno, también hay que parecerlo. Pero antes debes saber cómo te perciben. Pregunta a quienes te conocen como te describirían. Esto acojona. Pero la percepción es la realidad y si no sabes que huella estás dejando en los demás (head-hunters, jefes, contactos, colegas,…) puede que te pases la vida preguntándote como una persona tan maja nunca es tenida en cuenta.
  9. Enseña con ejemplo. Para que puedan  creer en ti primero lo debes enseñar lo que sabes. Unas frases en tu currículum es solo eso, una combinación de letras que formas palabras y la verdad dice poco. Es vital que demuestres que eres el mejor en tu campo o al menos le pones pasión para llegar a serlo. ¿Has escalado el Aconcagua o creaste un diseño nuevo para la industria aeroespacial? Pues hazle fotos y súbelo a flickr y a Instagram o Pinerest. ¿Eres un experto en finanzas? Pues escribe un documento y adjúntalo en todos tus emails, crea un video o un artículo  publícalo en tu blog y distribúyelo en las redes sociales.
  10. Determina tu target.  Comenzar desesperadamente a disparar a todo lo que se mueve definitivamente no es un buen comienza, ni siquiera una buena estrategia. Eso solo es una pérdida tiempo, esfuerzo y dinero y acabarás por terminar con tu reputación antes de comenzar. Escoge tu tipo de target tu nicho de mercado, segmenta, selecciona un área de búsqueda (sector,  ámbito geográfico, tipo de empresa, tipo de consumidor final y empieza a hacer actuar puntualmente.
  11. La calidad esta en los detalle. Determina y usa estilo personal y original en tus presentaciones, una tarjeta sencilla que transmita claramente tu relevancia, una forma consistente de elaborar documentos, la forma de vestir, incluso las personas que te rodean forman parte del aspecto visible de tu oferta. Trata de conseguir que todo sea coherente y consistente con tu mensaje. Ten en mente cómo quieres que te vean los demás.
  12. Promueve. Si has cumplido con los puntos anteriores, empieza a contar lo que haces tu experiencia y como ayudarás con tu talento a los demás. Contacta con personas del mundo online y offline, trata de comunicarte con mucha gente, cuéntales lo que haces. Regala contenido de valor, da charlas sobre tu tema (sin cargo) Enseña por todos lados lo que sabes y como haces lo que sabes,  “enseñando  lo que haces, aprenderás más de lo que sabes”. El contenido, la promoción y la visibilidad son las calves del éxito de tu Branding. No te olvides de contarlo y promoverlo en las redes sociales.
  13. Acción. Todo lo mencionado anterior te pueden llevar del punto donde esta al punto dónde quieres ir, ahora solo hace falta que tomes Acción!!!

Ten en cuenta que estos trece puntos son sólo recomendaciones que creo importantes a la hora de ser o no ser de tu plan de branding o marca personal. Te deseo lo mejor de lo mejor!

Para más información sobre este tema haz clic aquí

Fuente: Andrés Pérez – Fabián Herrera